Mi menú semanal (posta, posta) 1


Se acuerdan que hace unas semanas les compartí las bondades del menú semanal?

Hoy les acerco algunos tips super útiles!

Ayer me organicé para toda la semana, estos son días de muchísimo trabajo y quiero aprovechar los minutos al máximo. Creo que la clave es poder ser productivo en algunas cosas, para dejar que la vida fluya en el resto. A eso llamo yo inteligencia práctica!

Poniendo en práctica el Menú Semanal

A eso de las 12 y cuarto de la madrugada del sábado, mientras me tomaba unos mates y organizaba el trabajo que se venía el fin de semana, me armé mi menú. El  lunes compré lo necesario, un rato antes de ir a buscar a mi peque al jardín; y luego del almuerzo (salió: ñoquis de acelga con verduras salteadas, semillas de girasol peladas, sésamo y casancrem) me puse manos a la obra!

Aquí el primer tip de oro: comprá lo necesario, no te abarrotes de productos que después se echan a perder o que no te suman en el día a día. Tampoco te llenes de arroz, fideos y salsas en lata… vas a terminar recurriendo a esa salida obvia y aburrida.

¿Qué compro para guardar y usar ante alguna “emergencia” culinaria?

Pionono, choclo (lo desgrano y lo guardo en una bolsa en el freezer), preparado para hacer pizza y ñoquis, botella de salsa de tomate. Siempre tengo quinoa, avena, harina, salvado de trigo, mijo pelado, lentejas y arvejas.

2  horas de trabajo = la comida de casi toda la semana

En no más de 2 horas podés tener listos para armar la comida para toda la semana!  Posta, posta!!!

Yo en un poco menos de 2 horas hice: picadillo de pollo, picadillo de carne, relleno para tarta, empanadas o budín  de calabaza (depende si le agrego más huevo o si lo pongo en masa), Relleno para tarta de berenjena. Lavé, sequé y guardé todas las verduras y frutas. Reservé el caldo con el que se cocinó el pollo y la calabaza y con eso puedo hacer sopa de avena o mijo. Dejé precocidas 3 porciones de arroz. Con cualquiera de los preparados (carne, pollo, verdura) puedo armar panqueques salados, sandwiches, agregarle a una sopa de verdura o meterle cuchara así como está jajajja.

Tip de oro nº 2 Reciclá!

Cuando armes tu menú semanal tené en cuenta que probablemente sobrará comida y contemplá su reutilización en otro plato o la manera de guardarla en el freezer para próximos usos. La clave es anticiparse!! calculá las porciones y el resto reciclalo antes de que se pase a mejor vida! jajaj

Los rellenos que sobran (siempre, siempre sobran) los guardo en tappers o en pequeñas porciones (estas van al freezer) para agregarle al arroz, a las pastas, la polenta, ensaladas, lentejas, zapallitos, tomates o trigo.

También suelo comprar 2 docenas de masa hojaldrada para empanada, hago una docena y la restante la guardo freezada (en crudo). Puedo hacer entonces empanadas de carne, pollo, calabaza y berenjenas con las “sobras” de los preparados.

Esto es de gran ayuda en mi día a día, y quería compartirlo con vos.

Espero que te sea se utilidad!

 


Acerca de Cin

Sra d 40, aunque parezca d 30. Mi secreto: cocinar, reír fuerte, conectar y soñar despierta. Asesoro a emprendedores sobre redes sociales y blogging. Acá juego :-)


Qué andás pensando? Te gustó el post? Contame

Una idea sobre “Mi menú semanal (posta, posta)